Nombre:
Lugar: Almería, Almería, Spain

miércoles, marzo 07, 2007

La Champions se decide: Octavos de Final (1)



LIVERPOOL 0 - 1 BARCELONA

Los dos últimos campeones de Europa nos deleitaron con un choque de vuelta vibrante, cargado de ritmo y emoción. Rijkaard confirmó los pronósticos y planteó un arriesgado 3-4-3 que sufrió mucho atrás. Benítez supo frenar el eventual vendaval azulgrana: presión arriba y asfixiante, trabajo extenuante de los volantes (Riise y Gerrard) y movilidad a los costados de los puntas (Bellamy y Kuyt). Para sostenerese esfuerzo, adelantó la defensa unos metros, todo un riesgo con la delantera de gala catalana en el campo (los llamados REM), pero Messi y Etoo están aún lejos de su mejor nivel. La primera parte fue un suplicio para un Barça que llegó vivo al descanso de milagro, sin respuesta ni contención a la hemorragia física y extenuante de los "reds": dos palos, dos paradones de Valdés, otra ocasión salvada por Puyol en línea de gol, ... El cansancio hizo mella en la segunda parte y Benítez echó un poco más atrás sus líneas, mientras Rijkaard llenaba de atacantes el campo y quitaba a un renqueante Etoo. La única aparición de Ronaldinho se fue a la madera, y el único desajuste en la defensa inglesa (Arbeloa rompía la perfecta línea) acabó en el gol de Gudjohnsen. Algo sufrió el Liverpool, menos de lo augurado y más de lo merecido. No hubo noche mágica y el Barça está fuera de la Champions.


VALENCIA 0- 0 INTER

Partido duro, áspero, trabajado, pendiente del mínimo detalle para decantarse, en el que el Valencia confirma su crecimiento de los dos últimos años hasta volver a situarse en disposición de pelear con la élite de Europa. Bien organizados atrás, los de Quique no echaron en falta a Albelda por el buen trabajo de Marchena y el espectacular partido de sus centrales, Ayala y Albiol. Descorazonado sin Cambiasso ni Vieira, el despliegue de Zanetti y el dinamismo de Stankovic le bastan al Inter para sostener la medular en la Serie A pero no en Champions. Nunca se lanzaron a tumba abierta en pos del gol que necesitaban, tal vez confiados en su capacidad de pegada o en que el gol caería como fruta madura. El dominador de Italia se queda sin temporada, puesto que el Scudetto ya es suyo y en Europa ya ha dicho adiós. De la batalla campal final, no comento. Caerán duras sanciones para los implicados, como debe ser.


CHELSEA 2 - 1 OPORTO

Como muchos preveían, le costó al Chelsea dejar en la cuneta al Oporto. Y eso que los "dragoes" dieron escasas muestras de su tradicional estilo ofensivo y abierto. La baja de Terry deja a Mourinho sin un naipe clave que puede echar abajo incluso casi todo su castillo defensivo. Essien jugó al lado de Carvalho, y aunque el ghanés aprende deprisa, una mala salida suya dejó habilitada la posición de Quaresma que marcó el 0-1 al cuarto de hora de partido. Mou tocó a rebato y sentó a Makelele, dando entrada a un Obi Mikel que demostró tener talento para estar a la altura de lo esperado. Aunque todo se enderezó gracias a Helton: el garrafal error del meta brasileño en un disparo lejano de Robben igualó la eliminatoria y Ballack, en el primer balón que tocaba (y exagero muy poco) remataba una gran combinación de cabeza entre Drogba y un nuevamente desaparecido Shevchenko. Sin Inter, Barcelona ni Lyon, el Chelsea ya está, a pesar de los pesares, en primera línea de la parrilla.


O. LYON 0 - 2 ROMA


La gaseosa del Lyon volvió a perder fuerza un año más, después de un incio de temporada arrollador. Sólo que esta vez no ha caído ante el Milan con un gol agónico de Inzaghi ni en una tanda de penaltis con el PSV, sino en octavos de final y teniendo todo de cara en Gerland.
Spalletti tenía su once de gala (la única baja era la de Panucci) y dispuso su ya famoso 4-2-3-1, con Totti de falso punta. Tonetto y Mancini encontraron agua por el carril derecho de la zaga de Houllier, y allí se gestó el inquietante 0-1 que anotó Totti de cabeza y el brillante 0-2 de Mancini tras dejar mareado a Rèvèillère a base de bicicletas. La losa de los tres goles necesitados era tan pesada que nunca dio la sensación de que el pentacampeón francés creyese en la remontada. Por cierto, espectacular partido de De Rossi en el pivote. Aun a riesgo de ser ventajista (ya lo comentábamos en verano, todo sea dicho), parece confirmarse que al OL le faltaba un hervor en forma de un par de fichajes destacados para dr el salto cualitativo definitivo hacia las aspiraciones aboslutas (ay Ribèry, ay Trezeguet ...)




Fotos: Reuters, EFE

1 Comments:

Blogger La quinta del Buitre said...

No me sorprendió nada querido Pedro de la jornada de champions league del martes. Eso sí, lo del Lyon es para ponerlo en los anales. Me da la impresión que es el conjunto idóneo para hacer que el fútbol galo vuelva por los fueros del Marsella de los Desailly, Desachmps, Voller, Di Meco, Pelé o Bolí. Pero hete aquí, que año tras año, no es capaz de pasar de cuartos. Este año incluso, ni eso. El gol de Mancini en Gerland, el mejor hasta ahora de la competición.
Del resto, me quedo con el buen hacer de un Valencia, que ahora frente al Chelsea, debará demostrar sin medias tintas, si vale o no para esto. No veo a los 'blues' en semis así como así.


Un abrazo

1:25 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home