Nombre:
Lugar: Almería, Almería, Spain

martes, enero 16, 2007

Inglaterra e Italia, dos Ligas tan distintas.


La Premier regresaba tras el maratón navideño y las rondas de FA Cup con la visita del Liverpool al feudo del Watford, colista inglés. Benítez sorprendió dando otra vuelta de tuerca a su rotación con un extraño sistema de tres centrales (Carragher, Hyypia, Agger) y tres puntas (Bellamy, Crouch, Kuyt), con permuta de posiciones constante en función de quién tenía la pelota. Entre las bajas y la posible necesidad de cambiar algo después de los dos descalabros seguidos ante el Arsenal, al Pool era difícil reconocerlo sobre el campo en lo que a disposición se refiere, pero le bastó el mejor partido de Bellamy, la movilidad de Kuyt y dos goles de Crouch para liquidar al débil Watford, cuya defensa es un flan y que va a necesitar un milagro para no descender.
A las cuatro jugaba United y Chelsea en el pulso directo por el título, y ninguno falló. El ManU se deshizo de un Villa nuevamente venido a menos (al que ha ganado tres veces en veinte días) con una primera media hora primorosa, jugada a la velocidad que sólo alcanzan los red devils, con un Carrick multiplicado, un Larsson solidario, un Park eléctrico y la inesperada racha cara a gol de Ronaldo. El partido decayó a partir de ahí, y sólo nos dejó el gol de Agbonlahor tras una típica jugada de Baros (sí, de esas en que no levanta la cabeza para nada) y un precioso disparo de Rooney.
El Chelsea logró un redondo 4-0 ante un Wigan que no es ni la sombra del equipo que sorprendió el año pasado. Pero el resultado engaña, no por inmerecido, sino porque podría conducir a la idea de un Chelsea arrollador, y no fue así. Más bien se encontró con tres goles casi regalados, una falta de Lampard al más puro "estilo Julen Guerrero", y dos tantos de Robben "contemplados" en primera fila por la endeble zaga de Paul Jewell. Con el cabezazo de Drogba se cerraba la victoria y continuaba la racha del Pichichi del fútbol inglés. Mourinho insistió con el 4-3-3 de años anteriores, con Essien de improvisado central (salvo en la salida del balón, estuvo muy bien) al lado de Carvalho, y Kalou y Robben atacando por los lados. Y parece que este sábado ¡puede volver Cech!
Meritorio triunfo del Arsenal en Ewood Park ante un Blackburn que llegaba lanzado (cinco triunfos en los siete últimos partidos), y que se vio pronto en superioridd numérica por la absurda expulsión de Gilberto, que repelió con una patada una entrada de Robbie Savage. El partido parecía pintar mal para los de Wenger pero tiraron de orden, manual (esto es, tocar y tener la pelota) y pegada para llevarse los tres puntos. Henry volvió a ser decisivo, primero botando una falta que cabeceó a gol Kolo Tourè, y después anotando un gol de bandera tras combinar con Cesc. Con Gamst Pedersen apagado ante un Hoyte impecable, y sin el sancionado Bentley, el Blackburn quedó mutilado por las alas y se mostró incapaz de acosar al Arsenal pese a jugar éstos con un hombre menos casi todo el partido.
La sorpresa de la jornada estuvo en White Hart Lane, donde el Tottenham cayó derrotado por 2-3 ante un Newcastle que confirma su recuperación, a pesar de jugar con un "equipo B". Los Spurs ganaban 2-1, con goles de Defoe y Berbatov, y en dos minutos las "urracas" dieron la vuelta gracias a Martins y Butt. Aunque hoy suene ventajista, no entiendo por qué Jol no coloca en el equipo a Zokora, más aún con la baja de Jenas y la previsible marcha de Davids.
El empate del Pompey en Sheffield (a que se salvan...), la nueva derrota del Charlton o el empate a tres entre West Ham y Fulham (el que mejores fichajes ha hecho hasta ahora, al menos sobre el papel, con Montella y Dempsey) fueron otros centros de atención de una Premier que aguarda impaciente el tremendo fin de semana que viene: Liverpool- Chelsea, el sábado; Arsenal- Manchester United el domingo. Sobran las palabras.

El Scudetto se tiñó un poco más "neroazzurro" con la duodécima victoria seguida del Inter (récord histórico en el Calcio) y el empate de la Roma en Messina. Ya son nueve los puntos que separan a ambos.
El Inter ganó en casa del Torino, casi sin despeinarse, con una sensación de autoridad inimaginable tratándose de quien se trata. Adriano marcó por tercer partido consecutivo, y la clave estuvo en el golazo de Ibrahimovic: Zlatan hizo un control maravilloso y una volea perfecta justo después del empate de Fiore, lo que hundió al Toro. Materazzi marcaría de penalti para sentenciar el 1-3, y confirmar la solidez del Inter con ese 4-3-1-2 con el que Mancini parece haber encontrado continuidad.
Otro Mancini, éste futbolista (¡y qué futbolista!) adelantó a la Roma en Messina culminando una jugada de combinaciones al primer toque que sólo la Roma y el Barça acostumbran a regalar. Pero no entodos los factores los romanistas pueden compararse al Barça, y se dejaron empatar con un penalti dudoso en el descuento que les pone el Scudetto más difícil todavía. Spalletti gusta en la propuesta, pero da la sensación de no doblar jamás la apuesta, y sin ambición es complicado alcanzar la gloria. Pudo irse a sentenciar el partido, pero prefirió esperar atrás confiado en la falta de fútbol y de pegada del Messina. Lo pagó caro. Por cierto, según La Gazzetta, Storari ,meta de los sicilianos, está a punto de fichar por el Milan.
Seguimos enlazando, porque el Milan ganó, está a seis puntos de la Champions y subiendo, pero sigue sin dejar buenas sensaciones. Quizá es utópico pretender ver un Milan brillante, pero la verdad es que del buen fútbol que siempre ha destilado sólo quedan ya detalles, ramalazos aislados de alguno de los grandes jugadores que tiene. Aprovechó que la Reggina saltó a San Siro con la "empanada" para hacer dos goles y echarse a sestear. Porque Bianchi solito se bastó para demostrar una vez más la fragilidad de una defesa que pide a gritos un bisturí. No estaban Nesta ni Maldini, pero daba igual, Simic y Kaladze caen en los mismos errores, y ya no debe ser algo a título individual. A destacar, eso sí, el gran partido de Jankulovski en la izquierda: enorme el checo.
Ganó el Palermo a un Udinese mermado por las bajas de Felipe, Muntari y De Sanctis, la Fiorentina empató sin goles en Génova ante la Samp en un choque del que se esperaba más y el Parma dio un pasito más en su caída libre.


Foto. Getty

8 Comments:

Blogger javi said...

sensacional piterino, ya echabamos de menos estos repasos.

me paro en lo que indicas de storari. me gusta este portero, ante kalac si yi fuera el entrenador jugaría siempre. quizas algo excentrico, pero si me da seguridad..me lo quedo

saludos crack!

6:26 p. m.  
Blogger zaragocista said...

Pido que te moijes amigo Piterino.

Hoy en dia, a quien das favorito en la Premier. Vamos...quien va a ganar la Premier???

El Chelsea sigue con un juego ramplon, sin ideas, basado en el fallo del rival. Ante el Wigan le sirvió, pero ante otros...



Saludos.

7:11 p. m.  
Blogger Paco Casal said...

Estaba viendo el partido del Chelsea y veo que el golero del Wigan, Kirkland (creo), es horrible! los errores que tuvo (junto con todo el equipo), eran de amateurs. Simplemente un desastre.

Ahora hay que decir la posta: Inter campeon por fin! Moratti la pqtp! x fin!

Saludos Piter!

9:21 p. m.  
Blogger Ignasi Noguer said...

Por fin tenemos una Premier reñida que promete emoción a raudales hasta el final. El Manchester está en un mejor momento que el Chelsea, que ha perdido la frescura y la velocidad de antaño (¿culpa del cuadrado mágico, quizás?). Aún y así, el calendario de los red devils es peor que el del Chelsea. Los de Ferguson deben viajar todavía a todos los campos complicados, Stamford Bridge incluido, y ello le da cierta ventaja al Chelsea para lograr la remontada.

En Italia, en cambio, ya está todo el pescado vendido. La Roma ofrece un fútbol vistoso y de movilidad, pero la falta de un delantero centro resolutivo le hace perder muchos puntos. Genera mucho más de lo que anota. En cambio, el Inter, sin acabar de jugar bien, suma de tres en tres y tiene Scudetto y medio en el saco. Hoy Spalletti ha renovado por la Roma. Buena noticia, ahora sólo falta que fichen un 9 goleador y que blinden a Mancini.

Saludos

11:26 a. m.  
Blogger hoeman said...

Excelente resumen, Dempsey me gustó mucho en el Mundial, creo que puede aportar cosas muy interesantes.

El Milan no parece que esté dando en la "tecla" acertada, suena muchos nombres, pero ninguno me parece que pueda cambiar su rumbo...

1:27 p. m.  
Blogger La quinta del Buitre said...

Gol de mi admirado Kolo Touré en la victoria gunner. El checo Marek Jankulovski ya en el Udinese demostró su valía. Yo no prescindiría del checo en una necesaria y futura revolución rossonera. El Inter ganará el scudetto, aún así, no veo un equipo con ciclo victorioso continuado. Ibrahimovic está haciendo goles decisivos. El sueco es un gran jugador, me gusta.


Un abrazo Pedro.

6:13 p. m.  
Blogger maldini21 said...

El calcio esta en decadencia, ya no hay grandes defensas ni buenos fantasistas, los porteros tambien son malisimos y el nivel tecnico es de risa, además hay demasiado dinosaurio y equipos chicos.

Baggio es mejor que Totti como lo es Roberto Mancini, no lo digo yo sino la gente...Fue el mejor jugador del mundo en su momento sin discusion.

12:07 a. m.  
Blogger piterino said...

@javi
Gracias! Coincido en que Storari es algo excéntrico y los metas así no me suelen gustar (aunque Itandje es una debilidad ...); aún así, le prefiero cientos de veces antes que a Kalac.

@zaragocista
He apostado desde el principio por el Chelsea, y mantengo mi apuesta, pese a todo. Veremos.

@paco casal
Pues sí, salvo hecatombe, Inter será campeón, eso sí, de un Scudetto muy menor.
Saludos capo!

@ignasi noguer
Totalmente de acuerdo en tu visión. Apuesto por esa remontada "blue".

@hoeman
Un buen jugador Clint Dempsey. Apostaría por su rápida integración en Inglaterra porque físicamente siempre ha sido potente. Con Bouba Diop puede formar un centro del campo interesante.

@la quinta del buitre
No por el gol, pero Touré ha crecido hasta convertirse en uno de los mejores centrales del mundo.
Saludos!

@maldini21
No hay duda de que Baggio fue más grande que Totti; en el caso de Mancini, no lo tendría yo tan claro.
Saludos!

4:49 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home